Crowdfunding para venta de servicios web

Resumen: El Crowdfunding permite un esquema más dinámico para el lanzamiento de nuevos negocios. Se puede aspirar a recolectar una cierta suma aún antes de iniciar el proyecto. Se puede evaluar la receptibilidad del público/mercado y atender a sus sugerencias. Lo estamos utilizando para servicios web o software, pero en realidad se puede aplicar a casi cualquier mercado. Inluso para la política, ya que permite realizar proyectos participativos con una base amplia y dispersa.

Se puede ofrecer a los contribuyentes un servicio a cambio. Ese servicio sería una forma inmadura o preliminar del que se piensa vender luego de recolectada la suma necesaria e implementado el proyecto. O puede ser la misma forma que el definitivo, pero a un precio descontado, por el hecho de que el cliente corre un riesgo al pagar por adelantado algo que aún no existe.

Hasta ahora este esquema ha sido exitoso en la categoría de videojuegos, sobre todo para las secuelas o nuevas versiones de juegos conocidos. Pero también funciona cuando el autor es capaz de generar confianza en los posibles aportantes/compradores, a través de su perfil en las redes sociales, de la información que ofrece o de otros productos similares ya lanzados.

Hemos utilizado este esquema para varios proyectos disímiles, de amigos y clientes.

Este es el próximo:

AlgoCracker es un software de análisis de factores de posicionamiento web en Google. Algocracker analiza la frecuencia de las palabras clave en distintos lugares de sitios web con diferente posicionamiento en Google. Se lo utiliza para optimizar sitios web con la frecuencia óptima de palabras clave en dominio, subdominio, directorio, título, metatags y cuerpo de la página. Dado que desarrollar este software es muy costoso, se puede ir ofreciendo el servicio hecho con las versiones preliminares a través del Crowdfunding. También se puede vender el software terminado, y aún el código fuente.